CRIAR CON APEGO Y RESPETO


¿Has escuchado las frases: “vas a malacostumbrar a ese bebé” vas a malcriar a ese bebé”, “ya no lo cargues”, “déjalo llorar” ? ¿Cuando llora tu bebé sientes que tienes que hacer algo para resolverlo, y para hacerlo sentir mejor, pero recuerdas esas frases?
Entonces estás consciente de la gran presión social que padecen las mamás, que son impulsadas a no escuchar sus instintos, y que traten de negar las necesidades emocionales de su bebé.
Nosotros creemos qué los bebés son seres humanos, con tanto derecho a demostrar sus necesidades de compañía y cariño como cualquier otro ser humano.
Si tu esposo llegara una noche y te dijera,”hoy fue un mal día, quisiera platicar, estar contigo y que me abrazaras” aunque fuera tarde en la noche, ¿que le dirías?
¿Le dirías, “ah no, no es hora de esas cosas. Es hora de dormir. Si te abrazo y estoy contigo a estas horas, te vas a malacostumbrar y luego vas a querer hacer eso todas las noches”?
Pues esas frases que resuenan en nuestra cabeza, formuladas por parientes y amigos bienintencionados, lo que tratan de que hagas es que dejes de escuchar tu instinto, y de que no hagas lo que es mas fácil, resolver las necesidades de tu bebé.
Los bebés que han sido criados con respeto y con amor, que han sido “malacostumbrados” y los cuales son llevados en brazos mucho tiempo, desarrollan un sano apego con su madre, que es el primer contacto con este mundo. Este ejemplo de apego les ayudara a desarrollar relaciones con otros seres humanos basadas en la confianza y en el amor. Aprenden que son personas valiosas, lo cual les hace desarrollar una buena autoestima. Porque si cuando lloro nadie me hace caso, tal vez sea porque no valgo la pena. Pero si cuando el bebé expresa una necesidad de amor, y la mamá la resuelve pronto, cargándolo, confortándolo, atendiéndolo, el bebé RESUELVE esa necesidad. Puede pasar al siguiente paso en su desarrollo. Se sentirá seguro de si mismo, y valioso. Y al contrario de lo que dice la “sabiduría” popular, será un ser humano amoroso y respetuoso, pues es lo que ha aprendido desde la mas tierna infancia.


Fuente:
Cozybebe

3 comentarios:

Gissel dijo...

Hola Tania, que bueno es leerte

Llevada a la práctica la crianza con apego brinda los resultados más deseados por los padres: niños buenos. Y no me refiero a niños "tranquilos y callados" como muchos los quisieran, no, niños realmente buenos, generosos, pacientes en la medida adecuada, amorosos en extremo!!

Lo tengo corroborado. Andrea ha dejado los pañales en forma impresionantemente madura. Ha dejado de mamar sin problemas, llantos o "berrinches". Todo a su ritmo y con gran armonía.

Espero ver mayores cosas. Y seguimos comprometidos con lo mismo: el respeto a sus tiempos y necesidades, el apego a su familia y el gran amor expresado como debe ser.

Besos

Jacqueline dijo...

Me encanta cómo escribes.
Tengo un premio para ti.

Besos:

Jacqueline

http://primariaaprenderesfacil.blogspot.com/

Mamá de Alta Demanda dijo...

Siempre compartiendo temas interesantes amiga, gracias!